Otra mentira como un templo, cuando llevas quitando desarrollo ya un buen rato, no ves que estés descansando, ni mejorando el ritmo, al contrario, miras el velocímetro y vas a doce y te acercas peligrosamente al diez y preguntas como buen lastre ¿Estamos subiendo? Otra vez tu amigo y compañero del alma te dice “Que va, esto es un falso llano”. Que sepas que podrás estar subiendo en un desnivel del 5% que para tu “amigo” seguirá siendo un falso llano.