Hola amigos/as de Comunidad Biker, amantes de la naturaleza, del ser humano y de la vida en general, soy la comunitaria Patricia Carmona y quisiera relataros mi experiencia en la marcha que tuvimos en Yecla, la Komokabras, el día 12 de marzo del 2017.

Madrugamos como en todas las marchas, nos preparamos los bártulos, las bicis y demás, y nos disponemos a salir, dirección a Yecla (Murcia, España). Llegamos al pueblo, firmamos nuestra presencia y, antes de ponernos en el cajón de salida, lo que siempre me pasa, me hago pipí, busco un baño urgentemente, hago lo que tengo que hacer (que esto nadie puede hacerlo por mí :yahoo: )… Nos ponemos con nuestras bicicletas de montaña preparadas en el cajón que nos corresponde, (el de los dorsales naranja, en el medio), saludamos a los amigos que encontramos por allí, suena el disparo de salida y, como siempre, salgo tranquilamente sin correr demasiado, aquí es cuando más cuidado hay que llevar, algunos participantes salen despavoridos como si no hubiera un mañana. Y, por desgracia, a pocos metros una caída bastante fea, un muchacho cayó al suelo y se hizo bastante daño. Estas cosas puden evitarse, en estas clase de marchas no se gana nada y NO SON COMPETITIVAS, dicho esto sigo con la marcha, la verdad que ya con mal sabor de boca al ver estas cosas.

Vamos rodando y empiezo a charlar con mi querido amigo Pepe Panadero. Entramos a un camino y veo otra caída, me doy cuenta de que es Rebeca, me dio un vuelco al corazón, verla allí tirada llorand. Había mucha gente a su alrededor así que no paré. Cuando acabé la marcha inmediatamente pregunté por ella, no se hizo nada grave.

Seguimos rodando y me encuentro con un amigo comunitario, con Fernando de San Vicente de Raspeig, que antes de comenzar la marcha nos preguntó si teníamos unas zapatillas de sobra, se le habían olvidado en casa. Se puso a mi altura con la bici, le miro las zapatillas y llevaba deportivos, con pedales automáticos. Le pregunté si es que nadie tenía una zapatillas de sobra, me dijo que no. Me dijo también que ya que había venido no se iba a ir sin participar. Le pregunté por la talla de zapatilla que usaba, miré a Alonso y gustosamente le prestó las suyas.

Alonso encantado de la vida con las deportivas, le veía disfrutando con ellas, además algún participante le dijo que como podía hacer una bajada tan técnica y con zapatillas de deporte, sin calas. Él tan feliz y seguro pues prefiere bajar y subir las cosas técnicas sin calas, como cuenta aquí.

Ahora empieza lo bueno, sendas chulísimas, sube y baja continuo, y más sube y baja, piedras grandes, pequeñas y medianas, repechos empinados, bajadas igual. Divertidísima, como me prometió la encantadora Carolina, una de las que organizaba este evento, que por cierto lo organizó de maravilla.

En mitad de la marcha algunos participantes nos conocían y nos llamaban por nuestros nombres, nuestro amigo comunitario Salvatore nos saludó y nos agradeció nuestro trabajo, nos hizo saber que le gustan mucho nuestros vídeos, muy agradable el hombre, muchas gracias a todos de corazón.

Entramos en una senda super chula, con subida técnica, de arena roja, muy parecida a la marcha que tuvimos en Jumilla. Estaba segura que había pasado por allí, así que hice una apuesta con Alonso, le dije que seguro que habíamos pasado por allí en la marcha de Jumilla y él apostaba a que no. Luego, tras la marcha, comprobamos que no pasamos, perdí la apuesta.

Llegamos a una bajada muy empinada y resbaladiza, por la que  descendí de maravilla, detrás de mi Alonso que se quedó boquiabierto y así me lo hizo saber. Por esta parte de la ruta estaba nuestro querido comunitario Kronxito haciendo fotos.

En esta marcha Alonso y yo nos dedicamos a recoger envoltorios de geles, que algunos participantes tiraban al suelo en mitad del monte, sin tener conciencia de lo que están haciendo, sin pudor alguno. Amigos ciclistas, senderistas y personas en general, respetemos la naturaleza ¿Cómo queremos que nos respeten a nosotros mismos si no respetamos nada? Es algo que no entenderé nunca, por si alguien no lo sabe, explicaré brevemente lo que contamina el plástico en nuestra naturaleza:

Contaminantes de degradación lenta o persistente: son aquellas sustancias que se introducen en el medio ambiente y que necesitan DÉCADAS O INCLUSO A VECES MÁS TIEMPO PARA DEGRADARSE, producen calentamiento global y esterilizan la tierra, y muchas más cosas pero este no es el momento de contarlas.

Acabé la marcha en 3 horas, acumulando unos con 750 metros, con 44 kilometros. En línea de meta nos dieron la medalla que acreditaba nuestra participación y finalización de la marcha BTT Komokabras, me encantó. Dos mujeres muy amables nos preguntaron si teníamos envoltorios en los maillot para depositarlos en una caja, que así entrábamos en un sorteo. Les dije que teníamos los bolsillos llenos, pero que no se los daría, que queríamos grabar  un vídeo sobre esto, y así concienciar a la gente, que era lo que más nos importaba, antes que la participación del sorteo.

En el catering con todos los comunitarios juntos estuvimos hablando de nuestras impresiones. Vi a a un conocido de Facebook, a nuestro amigo comunitario Alexis, muy amable el hombre, se dejó que me fotografiara con él ¡Qué grande eres Alexis! Y lo que hizo en esta marcha, ayudar a una compañera, gracias de verdad.

La organización ha estado de 10, la señalización muy bien, la gente maravillosa. Espero volver el año que viene, es para repetir, altamente recomendable.

De vuestra comunitaria Patricia Carmona.

  • Fotos de la marcha BTT Komokabras de Yecla: