Hola amigos de Comunidad Biker, soy el comunitario Vicepresidente Paquito206 y aquí estoy para relataros una nueva marcha desde mi punto de vista. Domingo 26 de febrero del 2017, como cada fin de semana toca marcha BTT y esta vez íbamos a La Aljorra. Me levanto a las 6 de la mañana para ir preparándome y me dirijo a tomar el desayuno con el comunitario Henfry en Fortuna. Tras desayunar nos dirigimos a la sede para cargar las bicis y salir sobre la hora propuesta.

Circulamos de Molina rumbo a La Aljorra y llegamos sobre las 8:30. Nos dirigimos a recoger los dorsales entre charlas, saludos y fotos con los amigos que allí había presentes, acto seguido partimos a preparar las bicis y nos dirigimos a la zona de la explanada para ir calentando y reunirnos todos. En este día éramos los siguientes: Alonso, Patricia Carmona, Patricia Montero, Juanfran, Matías, Antasis, Antonio Manuel, Henfry, Óscar, Álvaro y un servidor, además de Kronxito como reportero dicharachero.

Mientras damos vueltas de calentamiento nos hacemos alguna foto, seguimos charlando con los amigos allí presentes y finalmente decidimos ir a colocarnos en la salida, zona que ya estaba a rebosar, así que nos posicionamos, como es costumbre, cerrando la carrera. Nos hacemos la típica foto de grupo con la caña selfie, nos faltaron en la foto Óscar y Álvaro que se colocaron más adelantados. También se guardó un minuto de silencio en honor a un compañero, justo después comenzaría la marcha BXM de la Aljorra.

Comienza la prueba y unos 350 corredores salimos a todo lo que da la mata, de primeras por camino o pista ancha donde yo comienzo a adelantar puestos. Nos habían dicho que esta marcha era muy pistera por lo que sería rápida así que, ni corto ni perezoso, voy remontando cual salmón en el río. A los pocos metros me encuentro con una rambla ancha donde el ritmo seguía siendo frenético, con velocidades rondando los 40 km/h. A los 5 kilómetros comienza una subida suave hasta el kilómetro 12, donde ya teníamos senderos y tramos de rambla estrechos, algún repecho intenso pero corto y el tramo obligado a pie. Sigo rodando fuerte y adelantando posiciones como si no hubiera un mañana, la verdad es que desde el principio me encontraba muy animado y físicamente «al pelo», además tenía ganas de meterme un buen tute o como bien llevaba diciendo toda la semana «de reventar».

Bordeamos una zona de monte por senderos y rambla con sube y baja y tramos de camino muy rápidos. Seguí rodando raudo y veloz hasta la zona de la rambla del saladillo, que estaba justo después de una entretenida bajada y con los tramos de agua que te dejaban un sabor extraño en la boca. Pude saborearla pues iba a gran velocidad y me salpicaban gotas en la boca :yahoo: . En la rambla seguía a tope, hasta el kilómetro 26, donde tras subir a un sendero paralelo a la rambla me puse a apretar y de repente … ZAS…  :cry:

Seguramente al levantarme sobre la bici para dar el apretón mi rueda delantera debió pisar donde no era y, de repente y casi sin darme cuenta, me encontré dándome golpes en la rambla. Escuché cómo los que me seguían se asustaron un poco por el tortazo y pararon a ayudarme. Les dije que siguieran, que estaba bien, que no era nada, supongo que fruto de la euforia y la adrenalina. Me incorporo  e intento coger la bici, pero el manillar parecía bloqueado, finalmente estaba intentando girarlo hacia donde no era, hasta que me di cuenta de mi error la preocupación rondaba en mi cabeza, pensaba que me había cargado la bici. Me relajé un poco (dentro de lo posible) y vi que estaba girándolo al revés, así que solventé el bloqueo del manillar y me subí a la bici. Enseguida me pongo a dar pedales, pero la cosa no iba, miro hacia abajo y veo como había un gran lío en el desviador y la cadena. Paro a desliar la cadena como buenamente puedo y empiezo a ver como mi brazo tiraba sangre como si de la matanza de un cerdo se tratara, el manillar iba lleno, el cuadro también e incluso el pedal. Cuando me consigo montar en la bici me pongo a pedalear y todo hacía ruido, los dorsales hechos trizas.

Lo que más me fastidiaba eran los continuos saltos en la cadena, el brazo me seguía sangrando pero no notaba nada ni me dolía. Continúo al ritmo que me permitía la bici y me encuentro a un miembro de la organización que me pregunta si era yo el de la caída, supongo que los que me vieron en el suelo lo avisarían para que viniera la ambulancia o algo, aunque cuando me preguntó le dije que sí, que era yo el que se había caído, pero que estaba bien, que iba a seguir. La verdad es  que me encontraba bien y al parecer no iba mal posicionado en la marcha, seguramente entre los 70 primeros.

Mi cuerpo me pedía seguir pero mi Equinox206 estaba perjudicada y los reiterativos saltos de cadena no me permitían rodar con soltura, por lo que tenía que aflojar el ritmo para intentar no romper nada y poder acabar la marcha. Por este punto me adelantó el amigo Dompi de los Tortugas, que me vio algo perjudicado y le dije que tirara él, que intentaría terminar como pudiera.

Llego a una rampa de hormigón, lo que es sinónimo de rampón del 15, meto plato pequeño e intento subir. A los pocos metros tengo que parar, cada vez saltaba más la cadena. Reviso rápidamente la bici y veo que llevaba varias camisas del cableado dobladas, la del freno delantero suelta del clip de la horquilla y el tensor de la maneta del cambio roto. Enderezo un poco la camisa del cable y continúo subiendo a trancas y barrancas. Acabo la subida y llego al avituallamiento, donde me ofrecen bebida y, además, se preocupan por mi estado, al parecer iba bastante lleno de sangre. Sigo rodando con la intención intención de no perder muchas posiciones y comienzo a bajar, pasando por la zona donde estaba el comunitario @kronxito. Por aquí iba cómodo ya que no había que pedalear demasiado.

Tras la bajada llegamos de nuevo al llano, por pista y camino y, claro, aquí sí se pedalea. Mi velocidad no era precisamente la que quería y la que mis piernas me permitirían, la cadena seguía santando y cuando hacía mucha fuerza era imposible pedalear. Iba soltando algún que otro improperio durante esta parte de la marcha, miraba hacia atrás y veía como grupos de ciclistas se aproximaban y me daban alcance, me adelantaban y yo, frustrado, solo podía verlos pasar.

Los kilómetros no avanzaban en mi Garmin ¡Qué desesperación! Por fin veía el pueblo de la Aljorra de fondo, aunque aún vinieron unas cuantas curvas entre plantaciones hortofrutícolas. Y llegué al pueblo, aliviado de poder finalizar la marcha al menos. Por supuesto y a pesar de todo hice mi entrada habitual con los brazos en alto, eso no podía faltar :wacko:.

Acabé la marcha BXM de la Aljorra en un tiempo de 1h 44 minutos, en la posición 128 de la general y creo recordar que el 40 de mi categoría. No estaba nada mal teniendo en cuenta las circustancias, los últimos 15 kilómetros los hice a un 40% de mi capacidad. Al cruzar la meta me quitaron los restos de lo que me quedaba de dorsal y pregunté dónde me podían hacer una cura del brazo, pues fue justo en ese momento cuando me di cuenta de que la cosa no era solo un arañazo. Me dijeron que la ambulancia estaba al llegar, por lo que fui a tomarme un refrigerio mientras tanto. Los compañeros que me veían me saludaban y me preguntaban cómo estaba.

Me fui a buscar la ambulancia con el comunitario @juanfran que ya había llegado. Fueron llegando el resto de comunitarios mientras estaba en la ambulancia, la comunitaria @patri08 (Monty) me quería pegar, encima de haberme caído. El comunitario @antorodenass (Antonio Manuel) grababa cómo me limpiaban la herida, la verdad es que estaba de cachondeo y muchos amigos de los que pasaban se preocupaban por mi estado. Desde aquí les doy las gracias a todos, esas cosas se agradecen y hacen que este deporte cada vez me guste más, somos como una gran familia.

Tras limpiar la herida me metieron a la ambulancia, al parecer era algo más de lo que parecía y había que dar puntos. Con mi cachondeo habitual bromeaba con el personal sanitario, que me trataron estupendamente y me dejaron la herida arreglada con cuatro puntos.

Me dirigí al coche donde estaban el resto de comunitarios cambiándose de ropa. De allí nos fuimos a comernos la paella. Tras la comida, tras compartir opiniones, anécdotas y demás fuimos a grabar las impresiones de la marcha y  poner fin a este agridulce día en La Aljorra. Digo agridulce porque a pesar de haberlo pasado de lujo la herida me ha dejado una semana y pico de parada ciclista y de baja, por lo que me toca perderme la próxima cita en Crevillente :cry: .

Atentamente de vuestro comunitario Paquito206.

  • Fotos de la marcha BTT (Parte 1):

  • Fotos de la marcha BTT (Parte 2):