Hola amigos de Comunidad Biker MTB, soy la comunitaria Patricia Carmona y quisiera relatar lo acontecido de la carrera nocturna de runnig que tuvo lugar en San Pedro del Pinatar (Murcia, España) el sábado día 23 de julio 2016, por la noche a las 22:00h. Llamada Full moon Pinatar, una carrera bonita bajo la luna llena, de unos 7,5 kilómetros por asfalto, tierra y arena de la playa.

Por la mañana del sábado, a eso de las 10, voy a recoger mi dorsal, puesto que vivo a tres kilómetros del lugar. Me dan mi bolsa de corredor que llevaba una camiseta muy bonita, unos tubos fluorescentes que se parten y se encienden (que por cierto finalmente no usé), el chip de corredor, unos clips para el dorsal y dos bridas pequeñas para colocarme el chip en el deportivo.

Se hace va acercando la hora de salida, a las 9 estoy allí. Nos esperaban unos amigos, Carmen que también corría y Salva. Llega la hora de la salida y empiezo a colocarme toda la indumentaria. Le digo a Carmen que nos pongamos en línea de salida para coger posiciones puesto que había muchos corredores, unos 700 inscritos. Por allí me encuentro a una conocida amiga de mi pueblo llamada Barby, una mujer veterana, corredora, de las mejores, que siempre pisa pódium. Me alegré muchísimo al verla. Estuvo con nosotras charlando un rato y, de paso, nos grabamos en vídeo minutos antes de la salida. Me comentó que en la línea de salida nunca, en niguna carrera, se había reído tanto jajajaja. Le dije que conmigo te ríes sí o sí para liberar tensiones jajaja.

Pistoletazo y echamos a correr como si no hubiera un mañana (frase de nuestro comunitario Paquito206). A Carmen la pierdo de vista y a Barby la llevaba delante de mí. Con toda la multitud casi tropiezo nada más salir. No estoy acostumbrada a correr con tanta gente alrededor y se hace un poco complicado, aunque esto solo ocurre en la salida, luego nos iríamos dispersando. Los de delante de mí paran en seco, así que paramos y arrancamos nuevamente, más tranquilas. Ya habría tiempo de ir cogiendo posiciones.

Salimos por asfalto, unos 3 kilómetros de carretera. Por esta zona ya no se veía casi así que encendí el foco de luz. Al entrar por tierra la organización iba indicándonos por donde teníamos que pasar. Por allí vi a una amiga mía de la organización, a Ana, y le grité mi “Oléee guapa”, enseguida me conoció jajaja. Entramos al camino de tierra, por esta zona había que ir corriendo con más cuidado porque hay piedras y algún socavón que otro. Barby iba corriendo a Comunitaria Patricia preparándose para la Full Moon Pinatarmi lado diciéndome “el foco que llevas sí que alumbra, no el mío que es de los chinos” jajaja.

La zona por la que íbamos corriendo ya la conocía, así que iba avisando a Barby de lo que podía encontrarse. Un tramo de un kilómetro más o menos. Volvemos a salir a asfalto, unos pocos metros, para entrar a la playa tan deseada (sarcasmo) jajaja. Correr por la playa no es fácil y menos de noche. En este tramo de asfalto estaba el primer y único avituallamiento, gente super entregada repartiendo agua y demás. Me encuentro a uno de la organización en medio de la calle por donde pasamos con los brazos en alza y dos botellines en cada mano, resultó ser mi amigo Eladio. Le dije mi típico “oléeee” y me conoció al instante. Gritamos los dos de alegría y entusiasmo jajaja. Le cogí un botellín pues iba seca.

Multitud de gente a los lados animando, siempre se agradece. Fue aquí cuando le dije a mi amiga Barby “¿Quieres reírte? pues vamos a gritar” jajaja y eso hicimos, la gente se vino arriba por un momento, animándonos y riéndose (no era para menos) jajaja. Enseguida se acaba la risa pues entramos a la playa y tenemos que ir concentradas al máximo para no pisar ningún agujero o tropezar con ningún montículo. De pronto mi amiga me da un pequeño toque en la cadera avisándome de que tenemos que adelantar a una chica que iba delante. Apretamos un poco el ritmo y la adelantamos.

Comunitaria Patricia preparándose para la Full Moon PinatarContinuamos la carrera y tras unos metros vimos a otra chica acompañada de un chico. Me dispongo a adelantarlos y veo que el chico no me deja paso, empieza a “bailar” delante de mí para que no pasara, gesto que no entendí muy bien, pero en fin, les hice la cobra y me metí en medio del los dos, adelantándolos.

Entramos de nuevo a asfalto, cerca de la meta, a unos pocos metros, muy pocos. Por el ravillo del ojo veo a una chica que me hace un sprint, me pilla por sorpresa y no pude reaccionar a tiempo, quedando ella tercera por dos segundos. Esto me está muy bien para ir aprendiendo y cogiendo experiencia.

Terminé la carrera muy contenta, tomé un cerveza para recuperar jajaja y un trozo de sandía muy rica. Acabé con un tiempo de 36:46h., quedando 4ª de mi categoría y 1ª de la local, llevándome una medalla. Mi amiga Barby quedó primera en su categoría, una mujer fuerte, fue un placer correr con ella. Desde aquí dar las gracias a mi familia por acompañarme en este día y los mensajes tan bonitos que recibí ¡¡os quiero!! También a mis comunitarios por el apoyo y felicitaciones ¡¡Sois muy grandes!!

Solo me “preocupaba” una cosa y era que a la mañana siguiente, sin descanso, iba a correr en la marcha BTT de Socovos en Albacete, pero esa es una historia que pronto os contaré.

De vuestra comunitaria de la sonrisa eterna Patricia Carmona.